Cerrar
Marketing

Ventajas de caminar por la mañana

caminar

¡Déjalo todo y ponte a andar! Ya no tienes excusas para empezar el día andando unos cuantos kilómetros. Hace buen tiempo y aún el calor no acapara todo el protagonismo. Y tampoco estás cansado. Andar es una actividad deportiva simple, que no requiere de una gran preparación física y que a cambio ofrece unos altos beneficios para la salud, y más si se hace en horario matutito. Hay que recordar que el ser humano es un animal diurno y por la mañana es cuando más activado se encuentra, con lo que se obtiene muchas ventajas de caminar por la mañana.


Puedes realizar sólo o en compañía. Sobre el asfalto o sobre tierra. Y no necesitas de los horarios de un gimnasio. Y se trata de una actividad que no sólo ayuda a perder peso, sino que conlleva múltiples efectos saludables para el organismo. Son unos cuantos beneficios. ¡Enumerémoslos! Caminar, prácticamente todos los días, reduce las probabilidades de tener un resfriado y si se coge, éste dura menos tiempo; y no sólo un resfriado, sino que andar estimula todas las defensas con lo cual el organismo se hace más fuerte.

Pasear de manera activa también contribuye a rebajar los niveles de estrés. Y al aliviar la ansiedad se rebaja la opción de recurrir a la comida a deshoras, quitando así el riesgo de comer dulces que ayudan a engordar. En este sentido, andar ayuda a que el organismo no coja kilos; eso sí, hay que caminar de manera ágil y durante prácticamente todos los días. Al menos sobre 45 minutos a 1 hora de caminata durante 5 días a la semana, según recomiendan los especialistas. Con todo ello, aumenta nuestra sensación de bienestar, pues el andar también es un ejercicio y como todo ejercicio ayuda a que el organismo produzca endorfinas, aquellas hormonas de la felicidad.

Hay más beneficios de caminar, como son los articulares, pues andar refuerza la rodilla y las caderas, las articulaciones más afectadas por la artrosis. Por este motivo, aunque a los jóvenes se les recomienda hacer ejercicios de más esfuerzo físico, el andar está altamente recomendado para personas mayores o que tengan exceso de peso. Y esto también contribuye a fortalecer el corazón, pues éste se mantiene activo.

Por último, no olvides escoger un calzado cómodo, puesto que va a ser la parte del organismo que esté más en contacto con la actividad. Una ropa cómoda (holgada, ligera y acorde a la temperatura del día), una ruta accesible y acorde a las condiciones físicas de cada uno (no por andar mucho tiempo se obtienen esos beneficios mencionados) y algo de agua y estarás listo para tu caminata diaria. Y si a ello le sumas un desayuno revitalizante y saludable (fruta, tostadas, cereales, yogures…), habrás empezado el día de la mejor manera posible. Pero ¿y si no tenemos tiempo? Es una pregunta muy normal, pero hay algunos trucos básicos que ayudarán a caminar, como, por ejemplo, andar hasta la siguiente parada del autobús o metro, o directamente ir andando la mitad de trayecto.

Rafael Merino

The author Rafael Merino

Rafael Merino, periodista deportivo con más de 15 de experiencia en la redacción de noticias, crónicas, reportajes y entrevistas sobre deportes. Acreditados a encuentros de Primera división, ACB, Mundiales de baloncesto, gira NBA, Mundiales de ciclismo, Mutua Madrid Open, entre otros eventos deportivos.